Un nuevo Viejo Mundo.-


    Es mas que obvio afirmar que lo central es el hombre. El hombre como una de las millones de especies que ocupan y viven en y del planeta. Mujeres y hombres que, como especie única, cree conocer el porque y el para que de las cosas y como ninguna otra especie del planeta tiene la capacidad de transformarlo todo a su alrededor: Desde suplantar enormes bosques por enormes junglas de cemento, modificar el curso de los ríos, generar enormes lagos artificiales, contenidos en enormes diques sobre los que, con la tecnología adecuada se genera electricidad para alimentar los infinitos aparatitos con los que convivimos a diario. Y están ahí, las vestimentas y calzados diseñados para cada ocasión.- Los alimentos y sus sistemas de producción mejorados genéticamente y adecuados a las necesidades energéticas y vitamínicas que cada ser humano necesita para su desarrollo físico y mental diario. Los espectáculos deportivos, culturales y artísticos que nutren y sacian nuestro ocio. Los negocios y el Trabajo para ganarnos el pan de cada día. Y si generamos todo esto, también lo otro: millones de excluidos, sin trabajo, sin acceso a la salud, sin vivienda, sin oportunidades, sin libertades, sin derecho a optar, a elegir si quiere jugar este juego o algún otro.-  Lo central es el hombre capaz de crear sistemas de relaciones por demás sofisticados que logran mantener diferencias abismales entre unos y otros seres de la misma especie.- Los conocimientos y las formas en que estos conocimientos llegan a las mayorías de las poblaciones del planeta surgen siempre desde grupos pequeños y poderosos, que además mejoran con ello sus capacidades para la guerra, para tener preponderancia en los negocios y adueñarse de la mayor parte de las riquezas.- Sin embargo, algo no anda bien en estos tiempos.- La misma ciencia y tecnología que crearon este sistema donde ganan unos pocos que se llevan casi todo, han generado novedades que, de pronto, no pueden controlar. Han repartido lo que nunca debieron repartir si querían sostener esas diferencias a su favor, pero como da ganancias, muchas ganancias, aparecieron los Chips y las comunicaciones a bajo costo y la internet y el acceso a la información y el conocimiento para todos. Y esto lo esta transformando todo y nos encuentra a muchos entendiendo esta globalidad del segundo decenio del siglo XXI, como un cambio de era nuevo, único, distinto a todo lo vivido hasta el presente. La pobreza se reduce, Los regionalismo y posiciones de los débiles del mundo comienzan a hacerse oír.- Las naciones “emergentes” (y es interesante el uso que se le da a las palabras: Si hoy hay naciones emergentes es porque salen a la superficie, porque ayer estaban enterradas, ocultas, sojuzgadas y negadas. En este presente emergen, desafiantes  y cuestionadoras, impulsando esto nuevo que genera mayores actores protagónicos y menos de reparto. Mas titulares y menos suplentes para jugar el juego.-), están modificando (Estamos modificando: porque Argentina y América Latina están asumiendo un rol muy dinámico en estas transformaciones), las condiciones y relaciones sociales a lo largo y ancho del planeta. Las nuevas economías basadas en las TIC, proponen como nunca cambios cualitativos a sus funcionamientos y ya los mercados no son lo que eran y los estados aparecen con roles activos modificando relaciones de fuerza y socializando recursos y conocimientos.- Aparecen mas protagonistas que se juntan en redes sociales, que escriben, hablan y piensan (Sin  ser estas parte de su actividad “Profesional”) y entonces la democracia ideal, participativa, mayoritariamente social, comienza a ser algo posible y deseable.- Lo virtual y lo real comienza a derribar barreras, encontrándonos a muchos viviendo cosas parecidas en geografías diferentes o cosas diferentes en geografías parecidas. La diversidad se hace mucho mas notoria y presente y obliga a repensar las propias opiniones y maneras de ser y hacer frente a un sin fin de formas distintas, “raras”, nuevas. Estas nuevas sociedades están, rápidamente, aprendiendo a manejar tensiones, que antes se tardaba siglos en resolver y costaba guerras, destrucción y hambre. Hoy todo esta ahí, al alcance de la mano y la posibilidad de construir algo nuevo y mejor, en medio de las tensiones y los conflictos que todo esto genera, nos obliga a esforzarnos mas por entender y entendernos en medio de estos cambios estructurales tan profundo, no solo de las formas de hacer, sino y también de las formas de conocer y aplicar lo que aprendemos a nuestra vida de todos los días. Si todo esto continua, no tardara mucho en llegar el día en que cada ser humano, en plena conciencia y con plena libertad, pueda ser protagonista y no mero espectador, ya no solo de lo que sucede en el mundo, sino de su propia existencia.-

Anuncios

Acerca de cyberduende

Andando utopías. Construyendo proyectos. Amando el camino de los intentos.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s